Curiosidades

Retro VS Nuevo ¡Fight!

4.8
(19)

En retro vs nuevo vamos a hablar sobre la lucha en la que en ocasiones se enfrentan las nuevas tecnologías con sus predecesoras.

Retro VS Nuevo ¡Fight! 1

¿Qué es mejor, lo de antes o lo de ahora? ¿Es mejor anclarse a lo «viejo» o actualizarse para tener de inmediato todas las novedades? ¿Eres de pedirle a un amigo que te deje el último número de Micromanía, o le dices a una tal Siri que te enseñe el periódico de hoy?

Lo cierto es que ahora la novedad reside en muchas ocasiones en cosas de hace más de 20 o 30 años. Me quiero comprar el último disco de mi grupo favorito. ¿Me lo compro por Spotify? No lo tengo claro. Quizá opte por comprármelo en vinilo y ponerlo en el tocadiscos que rescaté de segunda mano. O a lo mejor decida quedarme en casa escuchando Roland Radio. Por otro lado, este fin de semana tengo pensado ir al cine y hay que decidir qué peli ver. Será por remakes…

Dicen que todas las modas vuelven. Antes se llevaban los pantalones pesqueros y poco después te decían que te parecías a Steve Urkel. Curiosamente, ahora de nuevo…

¿Analógico o digital? Alguno echará de menos que le pidan la hora en la calle y poder sacar a la luz un flamante reloj Casio (no digamos si tiene calculadora) para dejar atónito al despistado de turno. Otros preferirán ver qué hora es en su recién estrenado iPhone. Nostalgia, anclarse al pasado…

Y digo yo, ¿no tendrá cabida lo de antaño en nuestras constantes nuevas vidas?

Pero además, ¿qué es eso de viejo? Ahora hay que decir Retro, ¿no? Parece que de esa manera, algo deja de ser un trasto inútil y pasa a convertirse en algo revalorizado hasta puntos incalculables. Sin duda, el mundo de los videojuegos y microordenadores retro es un claro ejemplo de todo esto. Ordenadores que hace diez años los conseguías por 20 o 30 euros, ahora pueden valer todo aquello que la imaginación de alguno quiera pedir. Llega a sus pantallas el espeluznante mundo de la especulación. Pero este es otro tema que daría para otro artículo.

Retro VS Nuevo ¡Fight! 2

Pues bien, ya en 2021 nos encontramos nuevamente con la discusión ya tratada años atrás de si coger la PlayStation o la Xbox. Entonces, una vez tomada esta trascendental decisión, otra gran duda ronda algunas cabezas. ¿PS5 o Playstation Mini?

Buf, no sé qué hacer. Quizá sea mejor coger un PC Gamer. ¡Pero qué narices! Me haré con la nueva versión del Commodore 64 . O aún mejor, su versión mini.

Y resulta que cuando te decides a poner tu antiguo Amstrad CPC 6128 (si es que no te compras uno, o dos, o tres…) en tu escritorio, coincide en el tiempo y el espacio con tu nuevo IMac de 27″.

Bueno, pues el caso es que ya hemos decidido que cohabiten los pendrive o las microSD con los disquetes de 3 pulgadas, y parece que no ha pasado nada. Los telediarios siguen contando las mismas tristes noticias, nuestros hábitos son los mismos…. todo bien.

Y un buen día me doy cuenta de que lo nuevo y lo viejo (perdón, quería decir Retro) se han hecho amigos e incluso trabajan juntos.

Retro VS Nuevo ¡Fight! 3

Resulta que maravillosos programas de hoy en día como Photoshop o Ilustrator diseñan etiquetas para viejos disquetes que tenían una pinta muy fea guardados en un cajón. Otros diseñan cajas increíbles con libros y mapas del juego en cuestión.

Los poseedores de maravillosas impresoras 3D fabrican carcasas para una tal M4. ¿Acceso a internet en una máquina de más de 35 años? Bueno, ese es otro tema.

En lo que se refiere a nuestros queridos CPC, tenemos a los grupos de enamorados de los nuevos juguetes, llámense expansiones de memoria, todo tipo de adaptadores, el esperadísimo DES… y acabando en el cohete de los gadgets, la M4.

Por supuesto, todos estos cacharritos hay que protegerlos del polvo, luz solar… con fundas que nuevamente alguna madre ha tenido oportunidad de hacer rememorando tiempos pasados. Como si ya no hubiesen aprobado con nota ese examen.

Algunos a día de hoy siguen creando programas, juegos, hardware increíble… De hecho diría que muchos lo hacen por amor al arte, pues lo dejan libre para que todo el mundo pueda disfrutar de ello. Eso es algo que habría que agradecer a diario, puesto que si echamos la vista atrás, comprar cada juego eran 875 ptas. Si ya hablamos de juegos de disco…

A menudo podemos acudir a museos y ferias tecnológicas donde ver las últimas novedades en telefonía, informática, electrónica y demás. Sin embargo, en todo este mundo retro… O quizá sí. Nos encontramos con multitud de eventos como los de Amstrad Eterno, Retro Parla… e incluso museos como el Museo Arcade Vintage en los que se te dispara la adrenalina hasta niveles que nunca imaginaste.

Al parecer, todo este mundillo está más vivo que nunca, está experimentando una segunda juventud. En definitiva, lo viejo y lo nuevo son como las personas: deberían aprender más a menudo la una de la otra para de esa manera seguir enriqueciéndose y salir ganando todos.

¿Te ha Resultado útil este artículo?

Ayúdanos a mejorar y danos tu opinión:

Mostrar más

10 comentarios

  1. Opinando como programador de la última CPCRetrodev, supone un desafío meter todo un videojuego y sus gráficos/música en el espacio de un foto jpg tamaño carnet (64KB). Además es la mejor plataforma de aprendizaje de ensamblador y buenas prácticas de optimización en programación. El Retro es una plataforma para expresar Arte (gráficos, música), al alcance de casi cualquiera, no solo de grandes estudios. Es ocio donde un buen juego genera emociones y diversión equivalentes a las que producen buenos juegos con las tecnologías actuales y sus presupuestos millonarios. Aparte del cariño especial y nostalgia que sitúa nuestro Amstrad en el rango de tesoro. Creo que por esto y muchas más cosas que apuntáis, sobre todo la comunidad (GRACIAS) que aporta aprecio a nuestro trabajo y visibilidad, el Retro seguirá vivo.

    +8
  2. Todos estos «trastejos» atraen porque nos transportan a nuestra juventud. A más de uno le gustaría poder viajar en el tiempo para revivir ciertos momentos.
    Aunque la memoria es muy selectiva y los recuerdos se distorsionan con el tiempo maquillando un poco lo que en realidad sucedía.
    Pero ¿Quien no querría volver a ser niño?

    +5
  3. Totalmente de acuerdo con el artículo, compañero.
    Yo creo que si estamos abiertos a disfrutar de ambos “mundos”, pues doble diversión. Pero está claro que el componente nostálgico es muy fuerte, esa evocación inmediata a nuestra niñez o adolescencia hace que miremos con especiales ojos a nuestros queridos trastos añejos. 🥲

    +7
  4. Un artículo para darle al coco un rato. Efectivamente, estamos en un momento en el que nos gusta recordar las sensaciones e ilusiones de los juegos, películas y comics 80 y 90s, con las que tanto disfrutamos y descubrimos en nuestra época.

    Un artículo genial con el que me siento 100% identificado 👌

    +4
  5. Al destino le gustan las variantes, las simetrías y los leves anacronismos, como diría Borges. Nada es desdeñable y todo es disfrutable. Hemos visto nacer a la informática, podemos disfrutar de todas sus épocas y crear sinergias entre ellas. Tenemos suerte de vivir en esta época.

    ¡Buen artículo!

    +4

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba